lunes, mayo 31

Segunda semana en Ligonde, del 23 al 30 de Mayo


Esta semana han estado como hospitaleros el grupo de Erin de Málaga. Han sido un equipo muy servicial, con muchas ganas de ayudar y acoger al peregrino. Trabajaron duro pues han estado pasando muchos caminantes y tuvieron un total de 40 peregrinos durmiendo en la casa en toda la semana.

"Hemos disfrutado mucho como equipo y a nivel personal con los peregrinos. La impresión de los peregrinos durante esta semana fue alucinante; han disfrutado de la limpieza, de la estética de la casa, de las sabanas limpias para ellos, de los hospitaleros y nuestro comportamiento, del café y te gratis, y de nuestra actitud de servirles. Yo creo que lo que les ha impresionado fue los hospitaleros. Han notado algo especial entre nosotros y nuestro carácter." (Erin)

Durante esta semana pude (Ibana) compartir con el quipo un día, ya que tuve que ir a la casa para montar O Camiño da Alma. Esta es una nueva herramienta para ayudar al peregrino a ver la vida como un camino y darle la oportunidad de tener un encuentro con Jesús. Fué un día bastante estresante pues la carpa donde teniamos previsto montar todo voló por los aires gallegos, pero finalmente pudimos montarlo en el cobertizo. Al día siguiente una peregrina pasó por nuestro Camiño de Alma y junto con Silvana, una de las hospitaleras, pidió a Jesús que entrara en su corazón.

Jesús quiere cuzarse en el camino de miles de personas y restaurar sus vidas. Es increible las cosas sencillas que Dios puede usar para acercar a la gente a Él. La Fuente del Peregrino es una herramienta en sus manos, pero lo que hace realmente especial y único el trabajo que allí se hace, es la actitud de servicio de los hospitaleros.

Gracias a todos los hospitaleros que habeis pasado por la casa y los que estais por llegar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario